Los costos del cruce ilegal de indocumentados a Estados Unidos se han diversificado y aumentado a niveles sin precedentes, reportó este lunes el diario La Opinión.

Según el más importante diario en español en Los Angeles, los “polleros” (traficantes de personas) han cambiado de tácticas y los precios que cobran por el cruce ilegal dependen de la ruta escogida.

Caminando, por las montañas de Tecate, cuesta de tres mil a ocho mil dólares; en lancha, saliendo de Rosarito o Ensenada 10 mil dólares y por avioneta, en la frontera de Texas el costo asciende a 16 mil dólares, según publica Notimex.

En automóvil, con documentos de otra persona el costo va de 10 mil a 15 mil dólares; por la línea, con la complicidad de agentes de Inmigración el precio se eleva a 20 mil dólares.

Pero desde hace más de cinco años, con la recesión económica de Estados Unidos los clientes de los “polleros” disminuyeron y por ello “comenzaron a surgir grupos que se dedicaban al secuestro de migrantes”, contó al diario angelino Víctor Clark Alfaro, director del Centro Binacional de Derechos Humanos.

“Por esa razón la clientela disminuyó en 70 por ciento y como consecuencia un gran número de ‘polleros’ están realizando actividades distintas a las que comúnmente se dedicaban”, señaló el experto en temas migratorios.

El despacho del periódico describe cómo los “polleros” han transformado su actividad delictiva al convertirse en secuestradores de indocumentados.

Un estudio del Colegio de la Frontera Norte (El Colef) destacó que en 2010, 27.3 por ciento de los migrantes deportados dijo haberse enfrentado a una situación que puso en riesgo su vida al cruzar la frontera por Baja California, mientras que por Tamaulipas y Coahuila la respuesta fue de casi 70 por ciento.

En la actualidad ese porcentaje se estima que es mayor por la actividad de grupos delictivos a lo largo de toda la frontera.

“El cruce se ha vuelto más mortífero que nunca”, señaló María Dolores París, investigadora de El Colef. En el año fiscal 2012 la Patrulla Fronteriza reportó haber encontrado 463 cuerpos de migrantes que intentaban cruzar la frontera, 23 por ciento más que en 2011.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here