Un matrimonio polaco murió al caer a un acantilado en el intento de tomarse una selfie cuando se encontraban en el centro turístico Cabo da Roca, al oeste de Lisboa.

La tragedia ocurrió el pasado fin de semana cuando la pareja visitó Cabo da Roca junto a sus dos pequeños hijos de 5 y 6 años, quienes presenciaron la caída de sus padres.

Tras intensas horas de búsqueda, las autoridades portuguesas rescataron sin vida el domingo al matrimonio que había caído el sábado desde 80 metros de altura.

Según la agencia EFE la pareja cayó cuando sus dos hijos les estaban haciendo una fotografía en Cabo da Roca.

El matrimonio, de unos 40 años, se despeñó cuando pasó la barrera de seguridad de la zona para, supuestamente, lograr un mejor ángulo en la fotografía.

Ambos demoraron en ser rescatados por la “inestabilidad geológica del terreno”, dijeron fuentes de los equipos de salvamento, que usaron un helicóptero y 14 bomberos.

El trágico accidente fue presenciado por los dos hijos del matrimonio, de 5 y 6 años de edad, que necesitaron apoyo psicológico y fueron atendidos por los servicios sociales portugueses mientras contactan con familiares de los pequeños en Polonia.

El Cabo da Roca, situado en la costa de Sintra, a unas 20 millas de Lisboa, es el punto más occidental de Portugal continental y de la Europa continental y recibe miles de turistas cada año.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here