La esperanza es lo último que se pierde, reza un refrán. El dicho bien le aplica a una familia impactada por el tsunami de 2004 en Indonesia.

Diez años después del incidente, cuando parientes de Raudhatul Jannah la hacían muerta, la joven se reunió con ellos este miércoles. La familia perdió el contacto luego de que las olas arrastraran la residencia en la que vivían en medio del evento que impactó el distrito West Aceh, el 26 de diciembre.

Cuando tenía 4 años, Jannah fue reportada desaparecida junto a su hermano (7). Este también sobrevivió, pero se desconoce su paradero, según indicó la chica a la agencia AFP.

“Dios nos ha dado un milagro”, dijo Jamaliah, madre de Jannah, alegre de saber que al menos tiene de vuelta a su hija.

Fue otro de los hermanos que, en junio, divisó a una menor muy parecida a Jannah caminando por una calle tras salir de la escuela. A partir de ese momento, el chico empezó a indagar sobre la procedencia de la chica, y residentes le indicaron que había sido rescatada por un pescador de unas islas remotas al suroeste de la provincia de Aceh en medio de la emergencia.

La información llevó a los padres a visitar a la muchacha y confirmar su identidad.

“Mi corazón palpitaba muy fuerte cuando la vi. La abracé y me abrazó de vuelta, me sentía tan a gusto en sus brazos”, narró la madre.

Durante esa década, la menor fue cuidada por una anciana. El terremoto que impactó a varios países cercanos al Oceano Índico provocó una cadena de tsunamis y dejó más de 100,000 muertos en Indonesia, sin contar los desaparecidos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here