Tao Hsiao, 38, decidió quitarse la vida después de que su novia se negara a dejar de comprar. Los hechos sucedieron en un centro comercial de la provincia de Jiangsu, al este de China. Hsiao y su chica llevaba cinco horas de tienda en tienda. En ese momento, el hombre insistió en regresar a casa. Ella se negó e insistió para entrar en otra tienda más. Hsiao no aguantó más, soltó las bolsas que llevaba y saltó por encima de la barandilla y se precipitó contra el suelo. Un testigo relató que la pareja comenzó a discutir y que la víctima le dijo a su novia que “ya tenía bastantes zapatos, más de los que se podría poner en lo que quedaba de vida y que era absurdo continuar de compras”, informa “DailyMail”.

En ese instante, ella respondió de manera desmesurada, comenzó a gritarle, le acusó de ser un tacaño y de haberle echado a perder la Navidad. La discusión terminó de la peor manera posible. El hombre tiró las bolsas al suelo, saltó al vacío desde la séptima planta del centro comercial y cayó sobre las decoraciones de Navidad antes de golpearse contra el suelo, ante la mirada de terror de los compradores, que comenzaron a huir presos del pánico.

Los servicios de emergencia se trasladaron hasta el lugar de los hechos pero no pudieron hacer nada por salvarle la vida. Un portavoz del centro comercial explicó que “el cuerpo fue retirado rápidamente. En realidad, aterrizó sobre uno de los puestos del mercado y luego cayó al suelo. A pesar de que el centro estaba repleto de gente, no dañó a nadie”. “Este es un incidente trágico, pero esta época del año puede ser muy estresante para muchas personas”, añadió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here