Tony Cárdenas, legislador demócrata de California, vivió en carne propia los sacrificios para obtener un título de ingeniero, ahora su meta es que los jóvenes latinos no se queden rezagados en ciencias, matemáticas y tecnología, las llamadas carreras del futuro.

Como el menor de 11 hermanos, Cárdenas encontró inspiración en ellos y en algunos maestros que lo animaron a perseguir una carrera en ingeniería. Sin embargo, aún recuerda cómo un maestro de matemáticas en secundaria se burló de él cuando fue aceptado en la Universidad de California en Santa Barbara.

“Me dijo que no iba a lograr nada, que ni lo intentara”, cuenta. “No sabía que estaba hablando con un futuro congresista”.

Cárdenas confiesa que le gustaría hacer una ley que expulse “a este tipo de maestros”.

¿A cuántos jóvenes se les habla así, se les humilla o desalienta por su color de piel, como se visten, o por el oficio de sus padres?, se pegunta el legislador, quien lanzó un reto directo al Presidente Barack Obama para que aumente en 100 mil el número de latinos en el campo de las ciencias en la próxima década.

Recientemente Obama se autoimpuso el reto de que EEUU tenga 100 mil maestros adicionales en la próxima década.

“Me gustaría retarlo a que trabaje conmigo y el resto del país a crear 100 mil estudiantes latinos adicionales en las áreas de Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas (las carreras conocidas como STEM)”, dijo Cárdenas durante un foro en Washington auspiciado por Microsoft sobre el tema.

“Ahora mismo tenemos unos cuantos miles al año, pero creo que podemos lograrlo en los próximos diez con un promedio de 10 mil al año… no es tan difícil, pero quiere decir que debemos retarnos como país y encontrar una solución”, enfatizó.

Para Cárdenas “el éxito de EEUU depende del éxito de los latinos”.

Pero otros países como China e India, dice, están tomando la delantera en inversiones en ciencia y tecnología.

De acuerdo con la Alianza para una Nueva Economía de América, en 2018, América se enfrentará a un déficit proyectado de más de 200 mil profesionales con grados avanzados en las áreas de STEM. Sin embargo, más de la mitad de todos los graduados en estos campos de universidades de EEUU son de origen extranjero.
Este año, la cobertura total de visas H-1B para trabajadores calificados se agotó en sólo cinco días.

Para reducir la brecha de oportunidades para la formación de futuros ingenieros y científicos latinos, el trabajo conjunto de los sectores público y privado es clave, sostiene.

Cárdenas promueve tres proyectos de ley para la educación en las áreas de STEM, incluyendo uno para enseñar lenguaje de computación desde la primaria, algo que ya están haciendo en China e India.

Programas como “YouthSpark”, creado por la empresa Microsoft, han dado capacitación a más de 221 millones de estudiantes en más de un centenar de países.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here