La ministra del Interior, Theresa May, fue quien hizo el anuncio este viernes, al mencionar que en Siria e Irak “grupos terroristas planean ataques contra países occidentales”.

Reino Unido contempla cinco niveles de “alerta terrorista”. El “severo” significa que un ataque terrorista es “muy probable”.

“La amenaza que enfrentamos en Irak es la mayor y más profunda a nuestra seguridad que hayamos enfrentado antes”, declaró el primer ministro.

Según Cameron, el origen de la amenaza es la “venenosa ideología del extremismo musulmán”. Reino Unido no puede “apaciguar la ideología, sino que debe confrontarla tanto en casa como fuera”.

Por su parte, Estados Unidos anunció este viernes que no tiene planes para cambiar en este momento su propio nivel de alerta.

Según explica el corresponsal de BBC Mundo en Washington, Thomas Sparrow, el departamento de Seguridad Nacional explicó que no conoce “amenazas específicas y creíbles” al territorio del país de parte de los militantes de Estado Islámico.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here