El encuentro en el Vaticano comenzó con el mandatario estadounidense describiéndose como un gran admirador del sumo pontífice.

Frente a una multitud de fotógrafos, sonrieron y se dieron la mano.

Obama le dijo a un periódico italiano antes de la reunión que consideraba a Francisco una fuente de inspiración para reflexionar sobre temas como la brecha entre los ricos y los pobres (y cómo reducirla).

No obstante, no estuvieron de acuerdo en todo. El aborto, la anticoncepción y el matrimonio entre personas del mismo sexo son áreas en las que ambos tienen posturas muy diferentes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here