“Acabo de acuchillar a alguien. Vengan por mi, quiero morir”, fueron las palabras de un menor de 12 años, según una testigo, al hablar por teléfono con un operador del 911, a quienes habló por haber acuchillado a un niño de 9 años de edad.
El acontecimiento ocurrió la tarde del 4 de agosto, en un jardín de niños donde jugaba Michael Conner Ververke, la víctima, con otros tres niños. Por razones aún desconocidas, uno de ellos sacó un cuchillo y comenzó a agredir a Ververke, acuchillando su espalda varias veces.

En seguida, Ververke corrió a su casa, sangrando y gritando, donde después colapsó en el patio de su hogar. Falleció después en un hospital local.

Mientras Ververke corría a casa, Jamarion Lawhorn, el agresor, pidió un teléfono prestado de una vecina y llamó a las autoridades para entregarse.

Se declaró no culpable al día siguiente ante un juez de la Corte Familiar de Kent County de Michigan, donde será juzgado como adulto.

Por el momento, Lawhorn se encuentra en el Centro de Detención Juvenil de Kent County.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here