Una niña de nueve meses resultó herida de bala al recibir un disparo supuestamente accidental en su domicilio de Brooklyn (Nueva York), informó hoy la televisión local NY1.

El padre de la menor, identificado como Pedro Rosales, estaba limpiando una pistola en la tarde del sábado cuando esta se disparó y alcanzó a la pequeña en la cadera.

La niña fue trasladada a un hospital, donde fue operada y se espera que sobreviva.

Rosales se enfrenta a cargos de imprudencia temeraria y posesión ilegal de un arma, mientras que la madre de la menor, Jessica Aguilar, también se enfrenta a un cargo de imprudencia temeraria, según NY1.

Precisamente hoy, el presidente del distrito de Brooklyn, Eric Adams, tiene previsto presentar una iniciativa para elevar las penas contra las personas que tenga armas de forma ilegal en domicilios en los que viven menores de edad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here