En medio de las tareas de rescate del avión de Air Asia que se precipitó en el Mar de Java, otro avión de la misma compañía tuvo que regresar en Tailandia tras oírse un ruido sospechoso en la bodega, aunque no se detectó ningún fallo según la compañía.

“Los pilotos detectaron una irregularidad menor en la bodega. Como medida de seguridad, el avión regresó al aeropuerto Don Mueang para someterse a una inspección exhaustiva”, anunció la compañía de low-cost malasia en un comunicado.

“Un piloto oyó un ruido en la bodega de equipaje poco después de despegar de Bangkok al final de la mañana”, precisó a la agencia AFP un responsable de Air Asia, que barajó la hipótesis de “una valija mal cerrada”, tras descartarse otros fallos técnicos.

Este vuelo interno tailandés, operado por la filial tailandesa de AirAsia, con destino a Khon Kaen (este de la Tailandia), fue reprogramado poco después. Ningún pasajero anuló el vuelo, precisó la compañía.

Restos del avión de AirAsia desaparecido el domingo entre Indonesia y Singapur han sido encontrados en el mar de Java, en la zona de búsqueda del avión desaparecido con 162 personas a bordo.