Once cadáveres decapitados fueron encontrados el jueves en una carretera del estado de Guerrero (sur de México) horas antes del esperado anuncio del presidente Enrique Peña Nieto de nuevas medidas para frenar la violencia en este país, conmocionado por la desaparición de los 43 estudiantes.

Los cadáveres fueron hallados en una vía cercana a la localidad de Chilapa horas después de que se reportaron balaceras en la zona, en una nueva matanza que azota al convulso Guerrero, donde hace dos meses se produjo la desaparición y posible masacre de los 43 estudiantes.

“Esta mañana fueron encontrados los cuerpos de 11 personas que además de ser ejecutadas fueron decapitadas y posteriormente algunas fueron incineradas”, dijo a la AFP una fuente de la Secretaría de Gobierno de Guerrero, que pidió el anonimato.

La fuente señaló que los cadáveres no llegaron a ser incinerados en su totalidad y que junto a ellos fue dejada una cartulina con un mensaje dirigido a un grupo criminal apodado ‘Los ardillos’ que rezaba: “Ahí está su basura”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here