El gobierno español retiró el martes una polémica reforma para restringir el aborto por la falta de consenso, lo que llevó al ministro de Justicia a presentar su dimisión horas después.

La administración del conservador Partido Popular había planteado eliminar la disposición actual que permite el aborto libre hasta la semana 14 de embarazo.

La propuesta quería derogar la ley de 2010 y permitir la interrupción de la gestación en circunstancias excepcionales como los embarazos que resulten de una violación o cuando existiera riesgo vital para la madre o el feto.

El anuncio lo hizo el propio presidente Mariano Rajoy. El mandatario explicó que el aborto es una cuestión sensible que afecta a las convicciones de las personas, pero precisó que no puede avanzar en la reforma con el rechazo de la oposición en bloque.

“No podemos tener una ley que cuando llegue otro gobierno la cambie”, dijo.

Rajoy señaló que su gobierno sí modificará el artículo de la legislación referido a las embarazadas de 16 y 17 años. Las menores necesitarán consentimiento paterno para la interrupción del embarazo. Hasta ahora, sólo estaban obligadas a informar a los padres pero no precisaban su autorización.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here