Una mujer del estado de Texas fue condenada a 18 años de prisión por enviar cartas envenenadas al presidente estadounidense, Barack Obama, y al ex alcalde de Nueva York Michael Bloomberg.

El juez ordenó además a Shannon Guess Richardson, de 36 años, pagar 367.000 dólares de indemnización. Richardson reconoció haber enviado las cartas con ricina a los dos políticos en mayo de 2013.

Las misivas contenían amenazas relacionadas con el control de armas. La aparición de una serie de cartas envenenadas enviadas a líderes públicos causó alarma en los Estados Unidos a principios de 2013.

Las cartas dirigidas a Obama y al senador republicano Roger Wicker fueron interceptadas en la Casa Blanca y el Capitolio estadounidense.

Incluso un juez en Mississippi recibió una carta envenenada. Se cree, de todas formas, que la cantidad de ricina que contenían era demasiado pequeña como para ser letal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here