La ministra de Salud de Canadá, Rona Ambrose, anunció hoy aquí que una clínica en Marylan, Estados Unidos, comenzará a aplicar en humanos la vacuna canadiense contra la expansión del ébola VSV-EBOV.

Ambrose, acompañada del doctor Gregory Taylor, jefe de la Oficina de Salud Pública, señaló que estas pruebas permitirán determinar “la efectividad de la vacuna y la dosis necesaria” para combatir el virus que ha cobrado la vida de más de cuatro mil personas, la mayoría en Africa Occidental.

“Nos sentimos con posibilidades de compartir noticias muy prometedoras en la lucha contra el ébola”, dijo la ministra canadiense, quien adelantó que sería en diciembre cuando se obtengan los resultados de la Fase 1.

Detalló que la vacuna fue desarrollada por científicos del Laboratorio de Microbiología Nacional, de la Agencia de Salud Pública de Canadá, la cual ha sido probada en animales y será aplicada a 20 voluntarios del sector salud en el Instituto de Investigación Walter Reed Army, en Silver Spring, Maryland.

Rona Ambrose agregó que la vacuna VSV-EBOV ha demostrado ser “cien por ciento efectiva” para prevenir la expansión del virus del ébola cuando se ha aplicado en animales.

“Si esta vacuna canadiense demuestra ser segura y efectiva en humanos, eso ayudará a detener el devastador brote de ébola”, indicó la funcionaria de salud.

El gobierno canadiense posee la propiedad intelectual de esta vacuna, pero ha cedido los derechos a NewLink Genetics, a través de su subsidiaria BioProtection Systems.

El Ministerio de Salud informó que otras pruebas clínicas Fase 1 están siendo consideradas para Canadá, Europa y Africa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here