Una militante del grupo de las “femen”, que protesta contra la oposición de la iglesia al aborto y la unión libre, exhibió el jueves, día de Navidad, sus senos desnudos en el pesebre instalado en la Plaza San Pedro del Vaticano.

En medio de la plaza, disimulada entre la multitud, la joven se quitó repentinamente la camiseta, saltó las barreras de seguridad y corrió hasta el pesebre donde agarró la estatua del niño Jesús.

En su pecho desnudo había escrito en negro “God is woman” (Dios es una mujer).

Un gendarme la persiguió y consiguió recuperar la figurita del belén en una escena teatral de tintes tragicómicos y la obligó a vestirse lejos del pesebre.
El incidente se produjo al inicio de la tarde, bastante después de la bendición “urbi et orbi” del papa, pero aún había gente en la plaza.

No es la primera vez que miembros de las “femen” hacen este tipo de actos en la plaza de San Pedro.

El movimiento femenino “femen” nació en Ucrania y se opuso, exhibiendo senos desnudos, al antiguo régimen prorruso del país así como a la iglesia ortodoxa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here