Las lluvias torrenciales derivadas de la tormenta tropical Nate que afectan a Honduras han dejado dos muertos, más de una veintena de familias albergadas y cientos de incomunicados por daños en carreteras y otras vías de acceso, informaron hoy fuentes oficiales y de socorro.

El director del organismo de protección civil, Lisandro Rosales, dijo a periodistas que ayer dos jóvenes murieron ahogados en el sur de Honduras.

Las víctimas mortales fueron identificadas como Rocío Rubí, de 17 años, y Jason García, de 22, que fallecieron ahogados por la crecida de una quebrada en el sector de Paso Hondo, municipio de Goascorán, en el departamento de Valle, fronterizo con El Salvador, añadió.

Rosales indicó que 27 familias resultaron afectadas, de ellas 14 fueron evacuadas debido a “los fuertes daños” causados por las precipitaciones.

Señaló que dos derrumbes de tierra a causa de las lluvias mantienen incomunicado parcialmente desde anoche el centro y el sur del país centroamericano.

Los deslizamientos se registraron a la altura de los kilómetros 38 y 72 de la vía que de Tegucigalpa, centro, conduce al sur del país, indicó Rosales, que dijo que la empresa privada que trabaja en la ampliación de la carretera trabaja para habilitar el paso.

Enfatizó que Nate se localiza en el mar Caribe hondureño y avanza hacia el golfo hondureño, donde se estima dejará hasta 120 milímetros de lluvia acumulada.

El portavoz del cuerpo de Bomberos de Honduras, Óscar Triminio, afirmó a periodistas que dos jóvenes reportados como desaparecidos en el municipio de Goascorán, donde murieron dos al ser arrastrados por las aguas de la quebrada, fueron rescatados con vida ayer mismo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here