El discurso de Maduro era en conmemoración de los 190 años de la batalla que significó el fin de la ocupación de España en Sudamérica y el invitado de honor era Diego Armando Maradona.

Pero el astro argentino no aguantó el discurso del presidente venezolano y literalmente se quedó dormido en medio de la intervención, aun cuando su nombre era mencionado con bombos y platillos.