La Fiscalía española ha aceptado sustituir por una multa la condena a 21 meses de cárcel que la Audiencia de Barcelona impuso a Leo Messi por defraudar 4,1 millones de euros.

Eso sí, la cuota de la multa es la máxima, de 400 euros diarios, por lo que el futbolista tendrá que pagar 255.000 euros y su padre 180.000.

En caso de que la sala no acepte esta sustitución, la Fiscalía también se ha mostrado favorable a que se les suspenda la entrada en prisión a ambos por carecer de antecedentes penales.

Dicha suspensión sería efectiva durante un periodo de tres años en los cuales volver a ser condenados conllevaría ir a la cárcel para cumplir ambas penas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here