El miembro del Salón de la Fama, Warren Sapp, anunció este martes que cuando muera donará su cerebro a la Concussion Legacy Foundation porque “Quería que este juego fuera mejor cuando me fuera que cuando llegué”.
Sapp, de 44 años de edad, realizó el anuncio a través de un video publicado por The Players’ Tribune. Dijo que un correo electrónico que recibió del ex corredor Fred Willis impulsó su decisión.

Sapp dijo que el correo electrónico “tenía citas propietarios de la NFL, que no hay correlación entre el fútbol americano, el CTE [encefalopatía traumática crónica], suicidios y todas esas cosas tontas. Es decir, ¿de dónde obtuvieron esta información? Y la escupen como si fuera un hecho”.

Sapp, elegido en siete ocasiones al Pro Bowl y que se retiró en el 2008 tras 13 temporadas en la NFL (nueve con los Tampa Bay Buccaneers y cuatro con los Oakland Raiders), dijo que el fútbol americano afectó su memoria.

“Estamos jugando en una liga de machos y estamos hablando de miembros del Salón de la Fama que ahora están inmortalizados para siempre, hicieron bustos y todo. Leyendas del juego”, sentenció. “No hay manera que ninguno de nosotros admitamos realmente que no recordamos cómo llegar a casa o una lista del mercado que nuestra esposa nos dio o cómo ir por nuestros hijos a la escuela, o lo que sea.

“Tratas de decir, ‘Está bien, voy a dormir un poco más, quizás es algo que hice anoche, tal vez algo que bebí’, o lo que sea. Intentas encontrar una razón que no sea ‘Es mi cerebro’. Que no me estoy deteriorando frente a mis propios ojos.

“Es la sensación más aterradora, pero también es un sentimiento de debilidad porque te sientes como un niño. Necesito ayuda. Necesito que alguien me ayude a encontrar algo podría haber encontrado con mis ojos cerrados, en plena noche, medio dormido”.

El ex liniero defensivo, quien fue inducido al Salón de la Fama en el 2013, indicó que ahora tiene que utilizar recordatorios en su teléfono para ayudarle a recordar tareas sencillas.

“Solía llamarme un elefante en la habitación. Nunca olvidaba nada. Ahora me despierto y digo, ‘Está bien, qué estamos haciendo? Déjame tomar el teléfono. Es decir, con los recordatorios en los teléfonos me he ayudado realmente a vivir mi día con citas y distintas cosas que tengo que hacer, porque simplemente no puedo recordar más cómo solía hacerlo.

“Y es por los golpes que recibimos como jugadores de fútbol americano. Solíamos taclearlos con la cabeza, acostumbrábamos a tomar de la máscara. Permitíamos a Deacon Jones dar el golpe a la cabeza. Todo eso era algo que teníamos que eliminar del juego. Solíamos golpear al mariscal de campo debajo de las rodillas. Ahora hay una zona de golpeo. Sigamos mejorando el juego”, sentenció.

Sapp dijo que esas mejoras deben comenzar a nivel juvenil eliminando los tacleos hasta que los jugadores lleguen a la preparatoria.

El exliniero de los Patriots de Nueva Inglaterra y los Chiefs de Kansas City, Ryan O’Callaghan, que ha estado fuera de la liga desde el 2011, reveló que es homosexual.

En una entrevista con el sitio “Outsports.com” O’Callaghan explicó que jugó al fútbol como una forma de ocultar ante todos sus conocidos que era gay.

O’Callaghan fue una selección de la quinta ronda de los Patriots en el 2006 y tuvo seis salidas en su temporada de novato y 51 en total en cuatro temporadas.

Indicó que mientras luchaba con la adicción al dolor y con pensamientos de suicidio luego de las lesiones que lo obligaron a alejarse del campo de juego, contó con el apoyo del personal de los Chiefs y del entonces gerente general del equipo Scott Pioli, que lo ayudaron a aceptarse tal como era, sin tenerse que reprochar nada.

O’Callaghan señaló que su plan era jugar al fútbol y luego de su retirada de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL), recurrir al suicido, ya que pensaba que no podía enfrentar la vida como una persona homosexual.

Pero el apoyo de los Chiefs lo ayudó a saber enfrentar su realidad porque “no siempre es fácil ser honesto, pero es mucho más fácil y agradable ser uno mismo y no vivir una mentira”, declaró O’Callaghan en la entrevista.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here