La semana pasada, cinco pandilleros fueron arrestados en Suffolk (en el estado norteamericano de Long Island) acusados del asesinato de dos adolescentes en septiembre.

Esa detención fue sólo la última de un multitudinario rosario que abarca décadas y tiene como protagonista a la Mara Salvatrucha (también conocida como MS-13), considerado el grupo criminal más peligroso de Estados Unidos.

DE LA PROTECCIÓN A LA CRIMINALIDAD
La historia de la pandilla es tan atípica como violenta. Nacida a principios de la década del ’80, fue fundada por salvadoreños que escapaban de la guerra civil en su país y se establecieron en la ciudad de Los Angeles.

Su finalidad original era la autopreservación: recién llegados a un país extraño, los inmigrantes necesitaban protegerse de otros grupos étnicos con grupos armados ya establecidos, como los mexicanos y los afroamericanos.

Poco a poco, sin embargo, logró convertirse en una fuerza nacional centrada en el robo, el secuestro, el homicidio y la extorsión para conseguir mayor poder.

IMPARABLES
Suele ser también una práctica usual el cobro forzado de protección por parte de miembros de la MS-13 a vecinos de barrios latinos de Estados Unidos.

Recientemente, comenzaron a actuar en el negocio de la inmigración ilegal y el tráfico de personas, y también en la prostitución de menores.

Y el problema de la imparable ampliación de la MS-13 se convirtió en algo tan acuciante que, en el año 2004, el FBI creó una fuerza especial destinada sólo a perseguir y arrestar a sus miembros.

Sin embargo, y aunque muchos creen lo contrario, la Mara Salvatrucha no opera en el área narco: sólo han perpretrado delitos de tráfico en muy pequeña escala en El Salvador.

37 Comentarios

  1. Deq país eres tu estúpido q dise q somos cabeza hueca no todos invesil puedo ser asta más inteligente que tu

Comments are closed.