La hija mayor del que fuera presidente de Estados Unidos, Malia Obama, paga desde hace años los estragos de convertirse en una figura pública. Y es que la joven ha estado siendo acosada en los últimos meses por Jair Nilton Cardoso, un hombre de 30 años que logró colarse en el edificio donde ella cursa sus prácticas para pedirle matrimonio a gritos. Según Daily Mail, Cardoso ya ha sido detenido y evaluado psicológicamente.

A sus 18 años, Malia Obama es una de las jóvenes mas influyentes de su país. Su gran atractivo cautivó a Cardoso, quien se obsesionó con ella hasta el punto de que entró la semana pasada en el edificio donde ella realiza sus prácticas profesionales en Nueva York.

Allí le gritó que se casara con él, además de mostrar un cartel en el que también se lo pedía por escrito. El Servicio Secreto que sigue a la joven se apresuró a sacarlo del lugar, pero dos días después volvió a por ella. Haciéndose pasar por invidente, la siguió hasta otro puesto de trabajo en West Village.

Fue entonces cuando la seguridad se lo llevó para pasar una evaluación psiquiátrica, cuyo resultado no ha sido favorable para él. Ahora, la policía de Nueva York se plantea presentar cargos contra Cardoso mientras Malia sigue adelante con su vida profesional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here