Mas de 30 policías han perdido la vida de manera violenta